Deja un comentario

Concejo de Quillacollo reitera que “ley seca” es irreversible

El Concejo Municipal de Quillacollo reiteró que la Ordenanza que restringe el expendio y consumo de bebidas alcohólicas a 100 metros de la ruta de 4 kilómetros de la Entrada folklórica de Urkupiña, es un caso cerrado, irrevisable, irreversible y de cumplimiento obligatorio por vecinos y danzarines; quienes no lo hagan serán sancionados con multas y arrestos.

La Concejal Mónica Alvis informó que nada hará cambiar el parecer y la decisión  tomada hace tres años, pues tiene el apoyo de miles y miles de devotos que piden  anteponer la fe y devoción a los excesos del alcohol, exhibicionismo erótico y otras prácticas paganas.

“Urkupiña es una festividad religiosa y profundamente espiritual, y quienes bailan lo hacen por devoción a la Virgencita y no por plata o bebidas alcohólicas, por lo que la ordenanza aprobada hace tres años no será revisada ni anulada, porque busca salvar la festividad de los excesos del alcohol y los accidentes de tránsito por conducción peligrosa, así como las pérdidas de niños, riñas y peleas”, dijo.

Alvis reafirmó que no cederán ante ningún chantaje venga de donde venga, ya que existe el consenso entre los protagonistas de la fiesta: Iglesia Católica, dirigentes de las fraternidades, Gobernación y la Alcaldía de Quillacollo de reglamentar la fiesta en su diferentes facetas, especialmente el consumo irresponsable de bebidas alcohólicas en los sitios consagrados a los actos litúrgicos y festivos.

AUSPICIOS

No habrá auspicios de empresas de cerveza, aunque se concertará un posible apoyo para la construcción de la sede de las fraternidades folklóricas, quienes desde hace 35 años no tienen un edificio propio.

“Estamos convocando a los ejecutivos de Cervecería Boliviana Nacional (CBN) y Cordillera para conocer sus propuestas de auspicio a la fiesta de Urkupiña y las fraternidades. Se optará por la mejor propuesta, respetando la vigencia de la ordenanza que restringe el expendio y consumo de bebidas en las áreas definidas”, dijo.

Aclaró que no se trata de una “ley seca”, sino de restricciones que no  abarcan a toda la jurisdicción del municipio de Quillacollo, pero se pide de los devotos, vecinos y turistas, moderación y responsabilidad social.

Respecto de los otros auspicios de otras empresas gaseosas, Alvis, dijo que se aprobarán en estos días para que puedan garantizarse todas las actividades programadas, que dependen de algún apoyo.

PRINICIPIO DE AUTORIDAD

En días precedentes el alcalde Charles Becerra Sejas, señaló que la ordenanza que restringe el expendio y consumo de alcohol a 100 metros del recorrido de la Entrada, se hará cumplir pese a quien pese, porque apoyará en la nueva imagen y proyección de la fiesta.

“Nos sumamos al coro de salvar la fiesta de Urkupiña de los excesos y borracheras, para hacerla más espiritual, religiosa, atractiva y atraer la mayor cantidad de devotos y turistas del país y el extranjero, quienes profesan una fe infinita a la Virgencita”, señaló la autoridad.

Finalmente, solicitó del Concejo Municipal celeridad en la aprobación de los otros auspicios que no están ligados al alcohol, así como en presupuestos para garantizar la Entrada Autóctona, Urkupiñita y otras actividades que pueden sufrir modificaciones o desfases.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: