Deja un comentario

Destacado automovilista Gonzalo Landaeta Prado

Baúl de los recuerdos

 

El automovilismo \ es un deporte popular que tiene sus
propios seguidores naturales.

Pasada la Guerra del Chaco, en septiembre de 1938, se funda el Automóvil Club Boliviano, un año después el 5 de agosto de 1939 se corre la primera prueba de automovilismo, medio siglo después se organiza la Federación Nacional de Automovilismo Deportivo, el 10 de marzo de 1990, doce años después la Asociación Municipal de Automovilismo y Karting Quillacollo AMAKQUI el 3 de marzo de 2002.

En Bolivia se han corrido centenares de pruebas y su importancia radica en la “integración nacional”, porque a través de este deporte se han construido caminos y carreteras que han potenciado el desarrollo nacional.

Gonzalo Landaeta Prado, quillacolleño que nació el 9 de mayo de 1926 fue nuestro primer representante que se inició en 1965 con un Tunderbirth, de mecánica nacional comprado al piloto William Bendeck después del circuito  San Cristobal en la ciudad de Oruro, corrió la doble La Paz – Copacabana y la doble La Paz – Oruro.

Posteriormente adquirió un Ford Galaxia para el gran premio nacional de 1971, su coche fundió bielas y se incendió en la cuesta de Sayari, al día siguiente los coches partieron de la plaza Colón rumbo a Santa Cruz, el coche Toyota Nº 8 de color rojo de Miguel Ahern, se volcó y lamentablemente este gran piloto falleció.

Gonzalo Landaeta compró un Ford Mustang equipado especialmente para este tipo de pruebas en EE.UU. cumpliendo cinco grandes premios, su característica era manejar el coche con regularidad para arribar seguro a la meta donde hacía resaltar orgulloso la representación de Quillacollo.

El automovilismo es un  deporte caro y para correr se necesita de un buen coche para caminos de tierra y montaña a lo largo y ancho del territorio nacional, por todos los tramos que pasaba el quillacolleño Landaeta recibía aplausos y muestras de aliento de los paisanos, a su arribo a Tarija, al paso por el Chaco, Bermejo, Villa Montes y las capitales de La Paz, Oruro, Potosí, Sucre  y Santa Cruz.

Landaeta participó de unas 20 carreras entre grandes premios y circuitos compitiendo con grandes valores como William Bendeck, Oscar Crespo, Dieter Hubner, Juan Rodríguez Vera, Raúl Jáuregui, Juan Claure, Ricardo Paita, Romualdo Delgado y otros.

Al grito de “coche a la vista” los aficionados al automovilismo nos reuníamos en la cafetería del “Electro” en una esquina de la plaza principal, para seguir el paso de los coches por las poblaciones por una red nacional de radios Altiplano y Nueva América de La Paz, Nacional de Huanuni – Oruro, Nacional y Centro de Cochabamba, Amboró de Santa Cruz, ciertamente hubo desazones cuando nuestro representante no pasaba alguna población.

Gonzalo Landaeta culmina su actividad automovilística en el premio nacional que ganó el potosino Kenny Prieto, llegó a la meta de El Alto en segundo lugar, ocasionando un singular recibimiento.

De retorno a Quillacollo, fue recibido por el honorable alcalde municipal Dr. Hugo Galindo Decker, los empleados de la comuna a la cabeza de su animador Raúl Zambrana “Raysán”, los integrantes del Club Deportivo Cultural “Avaroa” y amigos que compartieron de un sabroso picante mixto y sus buenas tutumas de chicha, único testimonio de aprecio y reconocimiento que recibió “en vida” este valiente corredor de autos que expuso su esfuerzo económico y su voluntad para representarnos muy bien.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: